Sudáfrica es un país diverso y precioso bañado por dos océanos, el Atlántico y el Índico, ocupado por vibrantes y coloridas ciudades, adornado por riquísimas culturas y embellecido con unos paisajes, fauna y flora verdaderamente espectaculares. Esperan al viajero la pintoresca Garden Route en el cabo occidental, la costa subtropical de KwaZulu-Natal, el paisaje semi-desértico de Karoo –uno de los grandes destinos de los safaris– y atractivas ciudades como Ciudad del Cabo, Durban, Pretoria y Johannesburgo.